Sepia a la plancha

INGREDIENTES

2 o 3 sepias  pequeñas por persona
Sal y pimienta
Ajo y perejil picados
Aceite de oliva virgen extra

PREPARACIÓN Y COCCIÓN

Pediremos las sepias limpias. Dejaremos la piel y la melsa.
Ponemos una sartén o una plancha a calentar. Salpimentamos las sepias.
Con la sartén muy caliente, ponemos unas gotas de aceite y añadimos las sepias.
Primero hacemos la parte interior. Seguidamente les damos la vuelta, añadimos el ajo y el perejil, un chorrito de aceite y las acabamos de hacer. Servimos enseguida.

PARA SABER MÁS

Para esta receta, hemos cocinado sepias de poco más de 100 g, pequeñas y muy frescas. Hemos mantenido la piel y la melsa, ya que resultan muy gustosas.
El tiempo de cocción es rápido y se tiene que hacer a ojo. Cuando la sepia cambia de color, se le da la vuelta y se hace por la otra cara. La práctica ayuda mucho.

RESULTADO

Un plato rápido, fácil y con el producto fresco el resultado es extraordinario. Rebañad lo que os quede en el plato y después acabaréis rebañando la sartén. ¡De vicio!

Montse y Júlia